Para tomar medidas preventivas y con la intención de garantizar una buena jornada electoral el próximo fin de semana.

Se tiene un operativo para suspender la venta de bebidas alcohólicas en sus diversas modalidades.

Autoridades locales de estados como Sinaloa, Sonora, Veracruz, Oaxaca, Guadalajara, Tamaulipas, Puebla, Chihuahua entre otros han asegurado que establecerán la ley seca en la venta de bebidas embriagantes durante todo el sábado 30 y domingo 1 de julio.

En el Distrito Federal no se ha anunciado que se implementen las mismas medidas.

El decreto prohíbe la venta de bebidas alcohólicas los días 30 de junio y 1 de julio del 2012 con motivo de las Elecciones Federales donde se votará por el próximo presidente de México, así como los nuevos alcaldes, senadores, diputados y Jefe de Gobierno.

Fuente: El Universal