Entre que son peras y son manzanas, nos llegó El Buen Fin 2012. Como era de esperarse, este evento se ha estado anunciando desde hace ya algunas semanas con bombo y platillo y dará mucho de qué hablar sobre todo porque estamos también a unos cuantos días de cambiar de gobierno.

Durante 2 sexenios el PAN gobernó al país entre críticas, luchas sin cuartel, catástrofes mundiales; y este pasado julio la estafeta le fue devuelta al PRI. Hubo errores que se están pagando y algunos más que tardarán en enviarnos la factura, pero de una cosa estamos seguros; nuestro país se encuentra en una situación difícil, el contraste entre riqueza y pobreza es más evidente y los movimientos sociales que aparecieron con bandera de “intelectuales” lamentablemente cedieron ante la presión. El PRD sigue su lucha muy apartado y prepara lo que podría ser la Nueva Izquierda, porque AMLO dejó muy en claro que sus intereses son con MORENA y también dejó ver que necesita recuperar dinero de todo lo que ha estado invirtiendo.

El tiempo nos dará la razón y sabremos solo así, si este periodo de transición valió la pena o no. Muchos detenidos del crimen organizado, mucha infraestructura, muchos acuerdos internacionales, muchos programas de asistencia social y aun así tenemos pobres en el país. Creo que ya más depende de nuestra manera de ser como mexicanos, porque no tendremos para comer pero si para fiestas de XV años, Bodas, Bautizos, Graduaciones y demás.

Finalmente, ojalá que este si sea un buen fin porque el pasado (fin de día de muertos) dejó muchos empachados.

PD. Compren solo lo necesario y sabiendo administrar su límite de crédito, para que no tengan que estar empeñando después sus adquisiciones.