El barrio londinense de Camden Town mantiene el recuerdo deAmy Winehouse a un año de su muerte.

Su imagen es omnipresente ya sea en las tiendas, los bares que ella frecuentaba o, incluso, en el aspecto físico de muchos de sus fans que imitan su inconfundible estilo.

Delante de su antigua casa siguen apareciendo velas, cartas y flores.

La estación de metro de Camden Town luce un afiche con el retrato de Winehouse.

Vía: La Primera Plana